INICIO > NOTICIAS > BOLETÍN 320

Por solicitud de la Procuraduría, Juez Penal del Circuito rechazó acuerdo en caso de venta de neonatos en clínica de Funza

 

 

Bogotá, 30 de abril de 2010. Acogiendo un concepto de la Procuraduría General de la Nación, el Juez del Circuito de Funza no aprobó el acuerdo al que habían llegado la Fiscalía y los procesados del caso por la venta de neonatos en una clínica de Funza, que fue denunciado por un medio de comunicación.

De acuerdo con la información, un fiscal diferente a quien formuló la imputación, propugnó por un cambio en la formulación de cargos del delito de trata de personas por el de adopción irregular.

El caso tiene que ver con el proceso que se adelanta en contra del médico Camilo Enrique Castañeda Riviera y la señora Betsabé Benavides por la posible comisión del delito de trata de personas, porque, al parecer, vendían recién nacidos.

Al solicitar la oportunidad para intervenir como garante constitucional y en razón a que en el preacuerdo no se contó con representante de víctimas, la Procuraduría planteó la flagrante violación del principio de legalidad y de hecho al debido proceso, dada la falta de correspondencia entre ”la cuestión fáctica y la adecuación típica”.

La Procuraduría General de la Nación explicó que se analizaron los requisitos de la adopción y sus fines para concluir que, al efectuarse una clara negociación, un acto de comercio sobre un neonato, sin que mediara trámite de adopción administrativa o judicial, no puede tipificarse el delito de adopción irregular.

Para el Ministerio Público, el debido proceso ampara también a las víctimas y, aparte de la verdad y la reparación, la justicia es uno de sus derechos, la cual no se alcanzaría con la modificación de un delito contra la autonomía personal como el de trata de personas, por el delito de adopción irregular que afecta el bien jurídico de la familia, cuando de lo que se trata es de la venta de seres humanos.

La exposición de la Procuraduría fue apoyada por el Defensor de Familia y prosperó por cuanto el Juez improbó el citado preacuerdo.

La decisión fue apelada por la defensa y será debatida en el Tribunal de Cundinamarca, en donde también intervendrá el Ministerio Público.

Fecha de publicación: 30 de abril de 2010. 8:45 a.m.