INICIO > NOTICIAS > BOLETÍN 104

Procurador General hace un llamado para que en todos los sectores del país exista un verdadero sentido de la ética pública

 

Intervención del Procurador General de la Nación (19 de febrero)

 

Bogotá, 19 de febrero de 2010. En desarrollo del V Congreso Nacional de Municipios 'El Futuro de la Descentralización en Colombia', el Procurador General de la Nación, Alejandro Ordóñez Maldonado, se refirió a la ética pública en nuestro país.

En su exposición, el jefe del Ministerio Público resaltó la necesidad de restablecer el sentido de lo público y de propiciar en Colombia una cultura de la legalidad que debe impulsarse a través de lo que ha denominado “la pedagogía social de los valores”.

La carencia de una ética pública se ha convertido en el principal problema que afecta la credibilidad de las instituciones públicas, generando consecuencias como el flagelo de la corrupción, agregó el Jefe del Ente de Control.

Destacó el compromiso ético y moral de la clase dirigente, como referentes de la sociedad y la importancia del control social que deben ejercer los medios de comunicación y su papel como formadores en principios y valores.

Al referirse a la influencia de los medios visuales, recordó “tanta apología de la vida mafiosa, tanta apología de la conductas sicariales donde la institucionalidad salió mal librada (…) y después se escandalizan de las consecuencias sociales de cómo se diluye el tejido social, ello tiene sus consecuencias, la responsabilidad que nosotros debemos tener en la reconstrucción de la ética pública”.

Respecto a la prontitud de las decisiones, manifestó que “los tiempos de los jueces, y los tiempos de los funcionarios disciplinarios no son los tiempos de la prensa, ni los tiempos de la clase política o de los políticos, hay debidos procesos, hay derechos de defensa, hay necesarias verificaciones que debemos hacer y no siempre nuestras decisiones coinciden con las decisiones que se hayan tomado mediáticamente, porque es necesario respetar derechos, respetar garantías, pero actuar con la debida independencia”.

Ante la acción de la Procuraduría frente a los casos emblemáticos que investiga en la actualidad, manifestó que estos casos que permiten hacer justicia y hacer una pedagogía para enviarles un mensaje a los corruptos, y concluyó que “se equivocan conmigo, no me dejo neutralizar, ni me dejo estigmatizar y llevaré hasta el final la acción de la Procuraduría”.