INICIO > NOTICIAS > BOLETÍN 295

 

295– 09

Procuraduría sanciona a Alcalde de Liborina, Antioquia

Bogotá, 5 de junio de 2009. La Procuraduría General de la Nación suspendió por el término de seis meses al actual alcalde municipal de Liborina, Antioquia, Oscar Ancízar Zapata Marín, por celebrar contrato con una persona que estaba incursa en causal de inhabilidad.

Al resolver el recurso de apelación, la Procuraduría Regional de Antioquia consideró que el mandatario local incurrió en falta disciplinaria al suscribir un contrato de prestación de servicios, que tenía por objeto la asistencia en la ejecución de actividades y programas de iniciación y formación deportiva, con el señor José Ismael Monsalve Jaramillo, cónyuge de la señora Adriana María Maya Gallego, secretaría de Salud y Bienestar de la misma entidad territorial.

La decisión modificó el fallo de primera instancia proferido por la Procuraduría Provincial de Santa Fe de Antioquia, que calificó la falta como gravísima, cometida con culpa grave, por falta grave cometida a título de culpa grave, que prevé la suspensión como sanción disciplinaria.

Consideró que, al realizar el análisis de la culpabilidad, resultó imprescindible precisar las circunstancias particulares que rodearon al disciplinado al momento de incurrir en la falta disciplinaria, tales como la formación académica e incluso las condiciones sociales y culturales, pues sólo a partir de tal estudio, el operador disciplinario puede hacer un juicio de exigibilidad adecuado.