INICIO > NOTICIAS > BOLETÍN 253

PGN sanciona a funcionario que descuidó bien entregado para su custodia

Bogotá, sábado 16 de mayo de 2009. Inhabilidad de dos años y una multa de diez salarios mínimos legales mensuales fue la sanción que la Procuraduría Regional de Risaralda le impuso a Alessandro Fúquenes Cardona quien, en su condición de Auxiliar de la Justicia , dejó parqueado en la vía pública de Pereira un carro que le fue entregado para su custodia el 23 de julio de 2004, el cual fue robado un mes depués.

Este auxiliar de la justicia, que es disciplinable por cuanto se trata de un particular que ejerce funciones públicas, alegó en su defensa que jamás había tenido inconvenientes en el ejercicio de los encargos hechos por los jueces de la República , que el juez del caso debió garantizar que el vehículo hurtado estuviera protegido por una póliza integral para garantizar el depósito y que en su zona de resdiencia es común parquear los vehículos en la vía pública por cuanto no existen parqueaderos cercanos.

Según el fallo de segunda instancia, contra el cual no cabe ningún recurso, con su actuar el señor Fúquenes violó el artículo 55 numeral 3º de la ley 734 del 2002, porque cuando se le nombró como secuestre juró cumplir con las obligaciones y deberes a su cargo y éstos, según el Código de Procedimiento Civil, le imponían guardar el vehículo en un sitio seguro y no abandonarlo en una bahía frente a su residencia expuesto a la posibilidad de un robo.

Por esa razón, la Procuradura Regional de Risaralda coincidió en la multa impuesta en primera instancia por la Procuraduría Provincial de Pereira pero redujo la sanción inicial de inhabilidad de cinco a dos años, al considerar que las circunstancias atenuantes que se tuvieron en cuenta para tasar la multa también debían aplicarse al término de inhabilidad.