INICIO > NOTICIAS > BOLETÍN 261

Destituido e inhabilitado por 10 años el hoy suspendido
alcalde de Bahía Solano (Chocó)

Bogotá, sábado 21 de junio de 2008 La Procuraduría General de la Nación destituyó e inhabilitó por 10 años al señor José Ignacio Navarrete Lozano, quien se posesionó como alcalde de Bahía Solano (Chocó) pese a que sobre él pesaba una condena de carácter penal la cual está ejecutoriada.

De acuerdo con la investigación, el mandatario se inscribió como candidato a la alcaldía de Bahía Solano para las elecciones del pasado 28 de octubre, en las cuales resultó electo, pese a estar inhabilitado para ocupar este cargo.

El mandatario se encontraba inhabilitado para ejercer como alcalde, dado que sobre él pesaba una condena de carácter penal por el delito de violación del régimen legal de inhabilidades e incompatibilidades a título de dolo, la cual se encuentra ejecutoriada.

Sin embargo, el señor Navarrete Lozano se inscribió para acceder a este cargo público, salió electo, se posesionó y entró a ejercer como alcalde el 1 de enero de 2008 según las pruebas existentes.

Para el ministerio público es claro que el mandatario continuó con sus aspiraciones políticas, pese a que su nombre se encontraba incluido en la lista de inhabilitados expedida por la Procuraduría General de la Nación y publicada en su página web un día antes de la contienda electoral.

La falta disciplinaria fue calificada como gravísima a título de dolo teniendo en cuenta que el señor Navarrete Lozano estaba conciente de que en su contra pesaba una condena penal en firme, y no obstante se posesionó y ejercicio como alcalde municipal de Bahía Solano.