INICIO > NOTICIAS > BOLETÍN 194

Destituido e inhabilitado comandante de Policía de Usme, Bogotá

Bogotá, 9 de mayo de 2008. Por extralimitación de funciones y no declararse impedido para realizar una diligencia que no era de su competencia, la Procuraduría General de la Nación destituyó e inhabilito por cinco años, al Teniente coronel Germán Alonso Tunjano, en su condición de Comandante de la Quinta Estación de la Policía Nacional en la localidad de Usme.

Los hechos se presentaron en junio del 2003, cuando el alto oficial de la Policía Nacional ordenó la detención por el término de 24 horas en los calabozos de la Unidad Permanente de Justicia de un ciudadano, quien según su versión habría proferido amenazas verbales en su contra.

En fallo de primera instancia, el ministerio público considero que el Comandante de la Estación incurrió en extralimitación en el ejercicio de sus funciones, al ordenar la privación de libertad en forma ilegal, conducta tipificada como falta gravísima.

Para el ministerio público es claro que el oficial de la Policía cuyo deber es brindar seguridad y protección a los ciudadanos, con su actuación afectó el prestigio y la moral de la institución pues tenía pleno conocimiento de que dicha medida no procedía, infringiendo con ello los derechos fundamentales del ciudadano.

En relación con el segundo cargo, la Procuraduría determinó que el Teniente Coronel debió declararse impedido para imponer una sanción, actuando de esta manera como juez y parte, teniendo interés en el resultado de esa intervención, al ser claro que las amenazas de que se habla, fueron presuntamente producidas por el quejoso en su contra, lo que ocasionó que perdiera toda la objetividad la intervención policial.

Para la calificación provisional de la gravedad de la falta la Procuraduría General de la Nación aplicó el régimen especial previsto para los miembros de la Policía Nacional.