INICIO > NOTICIAS > BOLETÍN 193

Código de la Infancia y Adolescencia un año después de su expedición

Bogotá, 8 de mayo de 2008.La implementación de la Ley 1098 a través del Sistema Nacional de Bienestar Familiar, la instalación de la mesa nacional de seguimiento y la conformación de 32 mesas departamentales para trabajar a nivel nacional, regional en la ejecución de las responsabilidades, son algunos de los resultados entregados por la Procuraduría General de la Nación un año después de la expedición del Código de la Infancia y Adolescencia.

Para el ministerio público, en este primer año de aplicación de la ley que ampara los derechos de niños, niñas, adolescentes y jóvenes, la función de control y la vigilancia ha cumplido un papel fundamental y con la expedición de estas cuatro directivas por parte del ministerio público se ha dado un impulso sin precedentes a la implementación del Código a través de la articulación y movimiento de las autoridades que conforman el Sistema Nacional de Bienestar Familiar.

De igual forma, se ha instalado una mesa Nacional de seguimiento a la implementación de la ley, presidida por el Procurador General de la Nación y su Delegado para la Defensa de los derechos de la Infancia, la Adolescencia y la Familia y con la instalación de las 32 mesas departamentales se ha permitido conocer y consolidar por parte del ministerio público los distintos avances, debilidades, fortalezas y amenazas del proceso.

Un año después de la expedición del Código de Infancia y Adolescencia las autoridades de orden nacional que hacen parte del sistema Nacional de Bienestar Familiar han reglamentado en un 90 % el articulado que para su desarrollo se necesitaba.

Para la Procuraduría General de la Nación el país registra avances importantes en cuanto a la implementación del Código de la Infancia y la Adolescencia que incluyen la creación, cuantificación o fortalecimiento de programas y proyectos, la expedición de los lineamientos técnicos de diferentes servicios, la capacitación a los actores que conforman el sistema nacional de bienestar familiar, y la construcción y adecuación de infraestructura que responda a las exigencias de la protección integral.

De igual forma se llevó a cabo la implementación del sistema de responsabilidad penal para adolescentes en siete distritos judiciales, lo que conlleva además a garantizar la inversión.

Dentro de los grandes logros obtenidos del primer año de aplicación del Código de la Infancia y la Adolescencia, la Procuraduría General de la Nación destacó el desarrollo del artículo 204 relacionado con la construcción nacional, departamental, distrital y municipal de una política pública de Infancia y Adolescencia prioritaria y diferencias que garantice a nuestra población infantil y adolescente la protección integral, además del compromiso de los gobernadores de todo el país de apropiar 4 billones de pesos para continuidad a los programas de atención a la población infantil durante el 2008.