INICIO > NOTICIAS > BOLETÍN 383

Pliego de cargos al ex alcalde de Medellín Luis Pérez Gutiérrez

Bogotá, 18 de noviembre de 2004. La Procuraduría General de la Nación formuló pliego de cargos al ex alcalde de Medellín, Luis Pérez Gutiérrez, por posibles irregularidades en el proceso de licitación adelantado para el servicio de vigilancia sin armas en las instituciones educativas y culturales de Medellín.

La decisión también cobija a los entonces Secretario de Servicios Administrativos y Subsecretaria de Servicios Generales de la Alcaldía, Efrén Barrera Restrepo y Diana Patricia Gómez Jaramillo, respectivamente.

Al parecer el señor Pérez Gutiérrez ordenó la apertura de una licitación pública para contratar el servicio de vigilancia sin armas para las instituciones educativas y Culturales de Medellín, proceso que posiblemente fue adelantado sin la debida planeación e incumpliendo los requisitos contenidos en la Ley de contratación estatal.

De acuerdo con las pruebas recaudadas por el Ministerio Público, la comunicación que fundamentó la determinación de extender la fecha de apertura de la licitación, habría sido expedida cuatro días después de la ampliación de la misma.

Estando en curso el proceso de licitación, la señora Diana Gómez, al parecer, atendiendo una orden del Secretario de Servicios Administrativos, habría solicitado a una de las firmas preseleccionadas en el proceso de evaluación de las propuestas, que empezara a prestar el servicio de vigilancia en las escuelas mientras se adjudicaba la licitación, con lo cual los funcionarios habrían permitido que esta firma ejecutara el objeto de la licitación antes de su adjudicación.

Posteriormente, en audiencia realizada el 13 de julio de 2001, al parecer el ex alcalde adjudicó la licitación pública a la firma que venía prestado el servicio de vigilancia objeto de la misma y por consiguiente habría celebrado este mismo día el respectivo contrato, con lo cual posiblemente desconoció el deber de selección objetiva.

Para la Procuraduría durante el proceso de licitación pública y la posterior suscripción del contrato posiblemente se desconocieron los principios de responsabilidad, economía, publicidad y transparencia.